Buenos Aires: La Policía de la Ciudad detuvo a trabajadores de prensa que mostraban la represión.









La Policía de la Ciudad intentó impedir el corte de la avenida Entre Ríos y reprimió no solo a los manifestantes si también a los periodistas que cubrían el hecho. 

La avanzada de la Policía de la Ciudad pareció tener un objetivo muy preciso: la prensa. 

Y en especial Bernardino Ávila, fotógrafo de Página/12 y autor de una de las fotos que dieron la vuelta al mundo la semana pasada quien capturó la imagen de una jubilada tras la represión.

En ella se puede ver a una jubilada intentanda recoger las berenjenas que quedaron desparrandas por el piso luego de la represión policial al "feriazo" que intentaron realizar pequeños productores en Constitución.

Ávila también captó el momento preciso en el que un efectivo de la policía arrojaba gas lacrimógeno contra los manifestantes, sino directamente contra los periodistas que cubrían la protesta.

Junto a Ávila también fue detenido Juan Pablo Barrientos, fotógrafo de la Revista Cítrica, y Lucas Martínez, periodista de El Destape, quien fue golpeado mientras filmaba con su celular las detenciones y golpes de la policía de la ciudad.

“En el día de hoy Bernardino Ávila y Juan Pablo Barrientos fueron agredidos y reducidos por efectivos policiales, acusados de resistencia a la autoridad cuando fueron víctimas del atropello policial”, expresó la Asociación de Reporteros Gráficos de la República Argentina (ARGRA). “Ponemos de relevancia que los dos reporteros gráficos agredidos habían cubierto el ‘verdurazo’ que se realizó en Plaza Constitución, siendo uno de ellos el autor de la foto icónica que denunció la represión desatada por las fuerzas policiales en ese lugar”, expresó mediante un comunicado la comisión directiva de la entidad.
Compartir en Google Plus

0 comentarios :

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.