Los aviones sanitarios están a disposición de los correntinos, cuenten o no con obra social





Con un promedio de 8 vuelos mensuales, los dos aviones sanitarios con que cuenta la Provincia, prestan un importante servicio a la población correntina y alcanza a pacientes que tengan o no obra social, por lo que abarca también a los sectores más vulnerables. Raúl Aquino, titular de la Dirección de Aeronáutica, detalló el protocolo y mecanismo de funcionamiento y precisó que está en carpeta el proyecto para adquirir una nueva aeronave, que reemplazará a la de mayor antigüedad.

La Provincia cuenta con dos aviones sanitarios (Caravan 208) que están al servicio de todos los correntinos con y sin obra social y en el transcurso del último año realizó un promedio de 8 vuelos mensuales trasladando pacientes, en su mayoría a hospitales o clínicas de Buenos Aires. Y de acuerdo a lo informado por el Director de Aeronáutica de la Provincia, Raúl Aquino “en lo que va de febrero ya llevamos 7 vuelos de ese tipo”.

Precisamente, el titular de Aeronáutica explicó de manera pormenorizada como es el protocolo y mecanismo de uso del avión sanitario, puntualizando que el mismo “siempre está a disposición de la población correntina con y sin obra social, con todo su equipo y el médico aero evacuador”.

En ese sentido mencionó que la aeronave cuenta con la habilitación de la Administracion Nacional de Aviación Civil Argentina (ANAC), al igual que el profesional médico, que también debe tener la habilitación de dicho organismo.

“Nosotros dependemos de la Dirección de Emergencia Sanitarias (DES), que fija si el paciente está apto o no para el vuelo. Cualquier persona enferma que esté en un Hospital o Clínica y el médico solicite la derivación a Buenos Aires, el equipo de la DES manda al médico a revisar al paciente, y sobre todo debe verificar si padece alguna enfermedad infecto contagiosa, ya que de ser tenemos prohibido realizar el traslado”, comentó Aquino.

Y expresó luego que se dan casos en que “alguna persona enferma, de acuerdo a ciertas patologías, no está apta para el vuelo y eso lo decide el médico aero evacuador. Sin las respectivas autorizaciones no podemos trasladar a nadie y además es necesario coordinar con el Hospital o la Clínica donde va a ser derivado en Buenos Aires, que disponga de cama para recibirlo”.

También precisó que en el caso de los pacientes quemados, si en Buenos Aires no hay lugar se los deriva a Córdoba o viceversa, para lo cual la “coordinación es fundamental tanto de Emergencias Sanitarias con el Hospital o la Clínica donde será atendido el paciente y, por supuesto, con las ambulancias. La DES hace el traslado en Corrientes, pero en Buenos Aires o Córdoba hay que coordinar las ambulancias ya sean comunes o de alta complejidad”.

“El avión sanitario lo pueden ocupar pacientes con y sin obra social e incluso a pedido de provincias vecinas, como Misiones o Formosa, le brindamos el servicio en caso de extrema urgencia”, agregó Aquino, poniendo luego de relieve que la mayoría de los vuelos son con personas que” no cuentan con obra social y lo que si se exige es el protocolo anteriormente comentado y la derivación al lugar donde va el paciente con la correspondiente historia clínica, dejando constancia que no estén afectados por alguna enfermedad infecto contagiosa, ya que de ser así y tener desconocimiento de esa patología, al llegar al aeropuerto de destino tanto los pilotos como el equipo sanitario quedarán en cuarentena”.

“Si existe un paciente con enfermedad infecto contagiosa se debe informar y se prepara de manera especial para recibirlo al aeropuerto de destino”, puntualizó Aquino.

Proceso de modernización

A su vez, Raúl Aquino se dio tiempo para dar a conocer el proceso de modernización que se viene para lo cual está en carpeta la futura adquisición de un nuevo avión sanitario para reemplazar a uno de los Jets Caravan 208 que data de 1994 y que actualmente está cumpliendo 24 años al servicio
Compartir en Google Plus

0 comentarios :

Publicar un comentario