Miembro de una fuerza conducía ebrio y sin licencia, se negaba a bajar de su vehículo.





El control de alcoholemia arrojó que tenía 1,90 gramos de alcohol en sangre. La dirección de tránsito municipal había notado varias infracciones entre ellas subir a una vereda, circular en estado de ebriedad y sin licencia.

Este individuo en estado de ebriedad conducía imprudentemente por la ciudad y se negaba a bajar de su vehículo.

Por tal motivo se solicito la presencia de un móvil policial pero ni los efectivos lograron que este muchacho disponga de su accionar.

Minutos más tarde un hombre perteneciente a la fuerza nacional se presentó en el lugar y le solicitó a este individuo que se bajara y entregará el automóvil accediendo este mismo al pedido.

La dirección de tránsito secuestro el vehículo preventivamente y lo retiro de la vía pública por las infracciones que su conductor habría cometido.
Compartir en Google Plus

0 comentarios :

Publicar un comentario